iPhone X: 50 millones de reservas

1

Hay eventos que marcan de manera determinante las agendas y los calendarios de las personas interesadas en el mundo de la tecnología. En el caso de la telefonía móvil y los teléfonos inteligentes, Apple es experta en generar expectación y especulaciones de toda clase. Muchos eran los comentarios existentes en relación a cómo serían los nuevos terminales de la compañía de Cupertino. Los portales webs especializados y las comunidades formadas por amantes de la empresa americana derramaban ríos de tinta digital. Los fans teorizaban y e intentaban dibujar un croquis -más o menos acertado- que aportase algo de luz al futuro del iPhone.

Las teorías dieron paso a la realidad cuando el pasado mes de septiembre se presentaron los nuevos buques insignia de la compañía; nos referimos al iPhone 8, el 8 plus y el espectacular iPhone X. Una nueva vuelta de tuerca en relación a sus capacidades, con una envoltura que entra por los ojos y con una tecnología de vanguardia. Como mínimo, la presentación captó toda la atención mediática; más allá de disquisiciones basadas en cuestiones materiales. Y parece que el mercado ha aceptado con los brazos abiertos el nuevo planteamiento de Apple, ya que según afirma el último informe elaborado por KGI Securities, empresa experta en análisis de mercado en relación a Apple, el iPhone X acumulará más de 50 millones de reservas. De esta manera el iPhone X, una edición que conmemora el décimo aniversario desde la aparición del primer terminal, se convertiría en el teléfono inteligente de Apple más vendido de la historia. La campaña de marketing iniciada por la compañía californiana sería sin duda una apuesta plenamente digna de ser incluida en el libro del White’s.

Apple permitirá reservar su nuevo terminal a partir del 27 de octubre, y oficialmente verá la luz en nuestra península el próximo 3 de noviembre. Las principales novedades que presenta el teléfono orbitan y pivotan sobre su nuevo diseño, con una pantalla gigante que ocupa casi toda la superficie central. Este elemento supone toda una revolución en relación a los planteamientos estéticos pretéritos aplicados. Uno de los otros elementos que llaman potencialmente la atención es la presencia del llamado FACE ID, una capacidad que presentará el nuevo dispositivo que nos permitirá desbloquear el terminal cuando éste lea nuestras facciones faciales. Esta nueva tecnología soluciona la desaparición del botón de desbloqueo, lo que ha provocado que la nueva pantalla OLED -llamada Super Retina y con una resolución de 2436×1125 y 458 pixeles por pulgada- pueda ocupar un diámetro mucho más elevado.

La batería del dispositivo también se podrá recargar de manera inalámbrica, ofreciendo nuevas posibilidades al usuario final en relación a evitar los siempre engorrosos cables. La cámara también ha sido mejorada y nos ofrecerá la posibilidad de realizar fotos con el llamado “modo retrato” desde la óptica central.

Hay que tener también en cuenta cuál será la recepción del iPhone 8, alternativa al iPhone X. Se tratará de un terminal intermedio y bastante continuista que también se podrá adquirir en un modelo mayor (Plus). La connivencia entre tres dispositivos en un mercado siempre exigente como es el de la telefonía móvil presenta más incógnitas que certezas, aunque si nos fiamos del informe elaborado por KGI todo parece indicar que el nuevo terminal será un éxito. Apple ha vuelto a dar con la tecla idónea y continúa avanzando en relación a configurar el teléfono inteligente del futuro. Diez años de experiencia les saludan.

Fuente imagen: Pixabay

iPhone X: 50 millones de reservas
Vota este artículo

Compartir

1 comentario

Dejar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.